Mudo

Su música se ahogaba entre un bosque de brazos y pies que esperaban la próxima parada. En un vagón en el que se sorteaba una cara alegre entre pantallas de smartphone y conversaciones banales. Y las cuerdas de esa guitarra gritaban y gritaban, pero solo conseguían ser murmullo para unos pocos. Aquella melodía era algo demasiado maravilloso para sonar bajo tierra. Una bofetada a la rutina de todos los presentes, que parecían formar parte de un enorme sistema solar, siendo cada uno de ellos un planeta independiente, ajeno al resto, ajeno a esa canción que, de estar en otro lugar y llevar otra firma, valdría millones. Pero no aquí, porque nadie paga por lo que no ve ni escucha, y en un vagón de Madrid en hora punta, nadie es capaz de frotarse los ojos y atisbar algo más allá de la realidad que intuye bajo sus pies. Porque por momentos mutamos en autómatas que han perdido cualquier muestra de sensibilidad. Porque estamos más pendientes del destino que de la maravillosa carrera en la que participamos desde el primer llanto. Esa en la que no gana el más rápido, sino todo aquel que haya entendido que obtuvo la victoria hace tiempo y que ahora solo se trata de saborearla y digerirla.

02 / abril / 2018

Etiquetas:

Lo recomiendan

8 Comentarios

  • Regina

    Describes tan bién, que parece que se está viviendo tu situación, saludos cordiales.

    02/04/18 10:04

  • Adrielegance

    Muchas gracias, me alegro de haber logrado transmitirte lo que pretendía. Saludos :)

    02/04/18 10:04

  • Lasombra

    Brindo por eso, intentemos saborear la vida!
    Me gusto tu texto!

    03/04/18 03:04

  • Adrielegance

    A veces no nos damos cuenta de lo verdaderamente importante. Muchas gracias. Saludos.

    03/04/18 07:04

  • Diegozami

    Si, tal cual, yo vivo en otro país lo mismo que tú, y hay músicos brillantes, que aparecen para romper nuestras rutinas, simplemente... hay que escucharlos.
    Buen texto.

    Saludos.

    03/04/18 08:04

  • Adrielegance

    Sólo hay que detenerse a escuchar. Muchas gracias!!

    04/04/18 08:04

  • Remi

    Que bien relatas, me traslado fácilmente a ese preciso momento en el metro, para vivir lo que describes. Es triste que lo importante nos pase desapercibido.
    Un abrazo Adrielegance.

    07/04/18 08:04

  • Adrielegance

    Muchas gracias por tus palabras, Remi. Sí, a veces se nos escapa lo esencial.

    Un abrazo :)

    07/04/18 11:04

Para comentar debes registrarte »
Si eres miembro inicia sesión »

Mas de Adrielegance