TusTextos.com

Circulo Sin Cierre

Creo que por fin me di cuenta que tengo un pequeño problemita.. bueno no tan pequeñito, pues como se los explico.. no se cerrar círculos pero específicamente círculos de relaciones. Cualquier persona con la que tenga “algún” tipo de romance regresa a buscarme, pueden pasar semanas meses e inclusive años pero siempre regresan porque el final nunca fue claro. Si, parece que esta historia de un corazón roto nunca terminara, pero esta historia solo se la dedique a alguien el cual marco mi vida y el cual al parecer nunca podre ponerle un fin.

Ayer por la noche fui a una fiesta en la cual existían cero probabilidades de que nos encontráramos o al menos eso fue lo que yo pensaba. Lo primero que se toparon mis ojos fue con ese café que me provocaba insomnio… el de tus ojos, cruzamos miradas no quise verme descortés y al comenzar a saludar te marchaste.
No podía dejar de verte pareciera que somos imanes.. pero pues al final de todo los polos apuestos se atraen que no?... Toda la noche simule estarme pasándola bomba para demostrarte que mi vida continuo después de tu partida, varios hombres se acercaron a platicar conmigo de verdad no dejaban de resaltar toda mi belleza pero sus comentarios no tenían ningún interés para mi, me encontraba en otro mundo, otro mundo en el cual imaginaba estar contigo en ese momento del otro lado de la mesa.

Él se encontraba con alguien más pero nuestras miradas no dejaban de cruzarse de manera constante, comenzaron siendo discretas pero al final se nos olvido la parte de disimular y comenzamos los dos a ser demasiado obvios, las berras se estaban derrumbando. No fue hasta después de unas horas que paso frente a mi y me saco la lengua, no sabia si sentir coraje o emoción porque al final de todo había intentado hacer contacto conmigo, si, de la forma más estúpida estoy de acuerdo pero al final de todo el comenzó. Quise correr a hacerle un reclamo de lo que acababa de pasar por fin tenia una excusa para hablarle pero mi amiga me lo intentaba impedir hasta que me arme de valor y lo intercepte y fue como lo rete a que hiciera lo mismo pero en mi cara, no había ni terminado mi frase cuando ya lo estaba haciendo.

Fue ahí cuando comenzó todo le dije que porque no saludaba como persona normal, que si no me conocía y comenzó a darle las vueltas a las cosas, seguí peleando le dije que ni me saludaba durante nuestras clases de crossfit, alegaba que me creía mucho, así continuamos sin ningún saludo formal, me intento tranquilizar con un “…..guapa” fue ahí cuando le conteste que con que cara me llamaba de esa forma y me contesto ”perdón, se que no tengo el privilegio de decirte así”. Porque.. porque esas palabras debían salir de su boca, porque me hace pensar en que aun podemos tener un futuro porque me sigue dando esperanza, o tal vez soy yo la que malinterpreta las cosas pero estoy segura que no podía malinterpretar esas miradas juguetonas, miradas de posesión y deseo; es obvio que al verlo en nuestras clases pensamos lo mismo por el comentario que realizo, claro que nos damos cuenta que estamos los dos presentes y claro que nos damos cuenta que ninguno de los dos quiere volver a tropezar con la misma piedra dos veces pero claro que en el fondo lo deseamos pero estamos temerosos.

Después de la “mini” discusión le dije que se sentara a un lado de mi que si ¡por fin! Se dignaría a saludarme de la manera correcta y fue cuando me tomo por el cuello con su brazo y me dio un beso en el cachete, pero no un beso cualquiera, un beso tronador, un beso el cual se mete entre los más profundos recuerdos y provoca piel de gallina, ¡DIOS! Ese niño tiene un efecto en mi que aun no logro descifrar. El tiempo paso muy rápido pronto me iría y al despedirme me acerque a él y continúe con una despedida en la cual le dije que yo si me despedía para que no alegara más y notara que sí tengo la educación y madurez suficiente y podia estar sin jueguitos infantiles.

Mis historias pueden sonar una tontería si las leen otras personas pero simplemente no entiendo porque esta historia no termina, dicen que es mejor dejarlo en las manos del destino pero yo no le llamaría destino si no karma, nunca dejan de suceder cosas pero al final siempre salgo decepcionada.. Estoy desesperada, si alguien sabe cerrar círculos de una buena ves solicito su ayuda urgentemente.
Alechavez2202 de mayo de 2016

Más de Alechavez22