TusTextos.com

Abuelo...

Abuelo...
¿Por qué te marchastes tan pronto?
No me dió tiempo a demostrarte nada,
ni mucho menos de despedirme.
No tuve un momento para decirte lo mucho que te quería,
no tuve la ocasión de demostrarte todo de mi.
Te fuistes...
Y te lo llevastes todo,
mi alegría, mi esperanza...
En resumen todo...
Hoy hace dos años desde que te marchastes,
pero aún así te sigo recordando tal y como eras,
con tus defectos y virtudes.
Espero que algún me llegues a perdonar,
y puedas llegar a entender el motivo por el que no me pude despedir,
mientras tanto,
solo quiero que sepas,
que eres el mejor abuelo,
y aunque ya no estés presente físicamente,
jamás te olvidaré en mis recuerdos.
Angeleslopez10 de enero de 2016

Más de Angeleslopez