Anicca

Y me encuentro aquí, en el mismo lugar que tú alguna vez estuviste, los mismos pensamientos sobre ese sendero incierto, viendo atrás como la mejor época y el clímax de mi vida. Tengo miedo y tantas dudas sobre el porvenir de mis días, quiero pensar que lo mejor no ha pasado, quiero saber que me estoy perdiendo la oportunidad de mi vida por anhelar lo que ya no tengo, quiero poder saltar y atreverme a ser la persona que tanto quiero ser, me levanto día a día y me veo en el espejo como reclamándome, porque no he cambiado, porque estoy perdiendo tanto tiempo. Pasé pensando toda la vida que las cosas pasaban solas y que solo estaba en la fila esperando a que llegara mi turno, vaya decepción que me lleve al darme cuenta que no es solo tenía que levantar los brazos o reclamar, nada viene gratis no merecemos nada, todos somos la misma persona cuando nacemos mentes en blanco, pero a partir del primer respiro empezamos a construir nuestro camino, cada acción por muy pequeña que sea condiciona e influye en nuestro destino, si no cambiamos, si no nos hacemos notar y no nos diferenciamos de los demás nunca va a llegar es momento que tanto esperamos.

Saber y no hacer es aún no saber

El cambio es elemental en nuestras vidas, muchas veces nos vemos estancados en situaciones que no queremos seguir viviendo pero cuesta tanto salir de ellas, muchas pueden estar en la rutina del día a día: auto, casa, relaciones, trabajo, estilo de vida, religión, dieta; todas estas cosas juegan un rol importante en nuestras vidas y de alguna manera hacer un cambio en cualquier momento puede ser casi imposible, poder cambiar es estar dispuesto a dejar ir toda esta carga que te controla, te limita, te hace infeliz y comprender que estarías mejor saltando a lo desconocido.

El progreso y el éxito es el cambio, la capacidad de adaptarse y poder levantarte un día siendo una persona totalmente diferente pero al mismo tiempo una mejor versión de nosotros mismos, hay que aceptar el contexto y ser suficientemente inteligentes para saber que a veces hay que dejar atrás tantos hábitos que nos encadenan y nos de cierta manera condenan nuestra existencia, el término Anicca hace referencia a la impermanencia a la aceptación de la realidad, saber que todo lo que existe está condicionado a perecer, la juventud se acaba, las relaciones terminan, amigos y familia igual morirán. La idea es asimilar que todo va a pasar las situaciones buenas, las malas y que por lo tanto no hay que estancarse porque siempre vamos a tener la posibilidad de cambiar, sino hacemos nada y nos conformamos con la rutina y con las cosas que no nos hacen bien la existencia misma pierde sentido, lo único seguro es la muerte y nadie sabe que va a pasar una vez trascendamos este nivel existencial así que no podemos levantarnos todos los días y permitirnos no estar satisfechos o felices de lo que estamos haciendo, un día más cargando ese peso de no haber tomado decisiones o de arrepentirnos.

Etiquetas:

Lo recomiendan

4 Comentarios

  • Remi

    Me ha gustado mucho tu texto Blainv, nunca había escuchado ese termino "Anicca". El cambiar una costumbre muy arraigada en nosotros requiere esfuerzo y valentía, y saber que en verdad somos capaces.
    Muy interesante, un saludo.

    09/09/18 10:09

  • Diegozami

    Un excelente texto en mi modesta opinión. Profundo, reflexivo, actual, y no por todo esto, dejar de ser realista y positivo.

    Me encanto.

    Un saludo gentil.

    09/09/18 06:09

  • Blainv

    @Remi El término es budista y es muy reflexivo te hace interiorizar y poder saber que estás haciendo mal y darte cuenta que no vale la pena perder tiempo. Y no lo pudiste haber dicho mejor el cambio es una prueba para todos de quienes somos y que tan dispuestos estamos a ser mejores.
    Saludos!

    09/09/18 10:09

  • Blainv

    @Diego Gracias por tu comentario, Saludos!.

    09/09/18 10:09

Más de Blainv