Conciencia de Lobo

Estoy sentado sobre una mirada ingenua donde la vida insiste en agitar mis pobres sentidos. No necesito mucho esfuerzo para hacerme invisible, los objetos pasan a través de mi cuerpo. Veo pensamientos intolerantes que me hacen más invisible aún, y me sumerjo en los océanos de mundos oníricos, donde la luz me obligue a meditar hacia un mundo mejor.

Suceden intolerancias humanas que insisten en alienar todo pensamiento contrario y diverso, en una suerte de cultura medieval, donde en lugar de quemar brujas, se pretenden quemar conciencias.

Han pasado millones de años de oscuridad, pero hay lecciones que el humano no aprende, deberán pasar millones de años más, antes que la conciencia nos quite lo animal.

Imaginamos zombis, vampiros, bestias y psicópatas etc. Pero lo cierto es que la realidad parece siempre superar día a día, minuto a minuto, nuestra pobre imaginación.

A mis parpados les cuesta abrirse, tienen más motivos para estar escondidos detrás de cualquier sueño, me faltan motivos para tenerlos abiertos.

El lobo está asustado del hombre, encerrado en almas solitarias que atormentan el mundo animal. El hombre lobo transita un mundo sin conciencia aprendida. El hombre lobo tiene más poder que antaño, y hoy transita el mundo a sus anchas.

Han mutado en bestias de mayor astucia, la bala de plata no lo puede alcanzar, tienen el brillo del oro entre sus viles ojos siempre. En lugares de poder, se alimentan de toda la oscuridad. Crean manadas de incondicionales, y el mundo simplemente los mira.
La bala que se llevó el cuerpo de Lorca, no salió de un arma, salió de la mente de un hombre conciencia de lobo, usando una mano cualquiera.

Mas lo único que pudo llevarse fue su cuerpo. El alma de Lorca está corriendo siempre mis venas, y las de infinidad de amantes de sus letras. Un hombre conciencia de lobo innombrable, solo por no aceptar sus ideas lo borro de la faz de la tierra.

Que siempre viva el espíritu de seres tan maravillosos como Federico García Lorca, no solo para recordarle al mundo las atrocidades de los hombres conciencia de lobo, sino para saber qué; a nuestro mundo, también llegan Hombres Ángeles.

Aclaración:
Nunca paso por mi mente que esta reflexión culminara recordando este maravilloso poeta.
Mas no puedo negar su presencia, no solo por sus obras, sino por su trágica muerte, y en las circunstancias en que lo asesinaron.

Os digo sinceramente, es algo que siempre me ha impresionado hasta lo más profundo de mi ser.
´´No estaba en mi mente, pero sus encantadores ojos de poeta, estaban justo mirando al alba´´.

Diegozami

Etiquetas:

Lo recomiendan

12 Comentarios

  • Paulitinamente

    Arrollador poema , como lo era la apasionante personalidad de Federico .

    13/07/18 05:07

  • Regina

    Bonito es el recuerdo, que deja el poeta con sus poesías, más triste su despedida, me gustó mucho tu homenaje a Lorca, saludos muy cordiales Diegozami.

    13/07/18 12:07

  • Diegozami

    Gracias Pauli. si, sin duda un grande.

    Saludos siempre.

    13/07/18 05:07

  • Diegozami

    Muy gentil Regina. Si, un maestro.

    Un acto hostil de intolerancia, como tantos en este mundo, llevándose en este caso, un gran alma.

    Saludos siempre.

    13/07/18 05:07

  • Remi

    Cuanta fuerza, pasión, sentimientos de tristeza hay en tu texto, no he podido evitar emocionarme al leerlo.
    No puedo cambiar el mundo, las conciencias intolerantes, solo con mi ejemplo de tolerancia salpica alrededor y quizás remueva algo en alguien...
    Te felicito compañero es un gran texto, muchas gracias por escribirlo, un abrazo siempre...

    13/07/18 06:07

  • Diegozami

    Sí Remi, yo creo que los extremos están para que podamos tomar conciencia.

    Algún día quizás el humano pueda seguir primero a su conciencia.

    Siempre un saludo.

    13/07/18 08:07

  • Clopezn

    Soy pesimista respecto a que el hombre cambie, pues las pautas con el devenir del tiempo sólo son más depuradas y finas, pero sí que es cierto que la existencia afortunadamente está salpicada de estrellas en el firmamento a quién escuchar, para todo aquel que quiera oír y de ríos por los que navegar saliendo de los cauces establecidos, para quién quiera discrepar. Buen texto. Un saludo cordial.

    14/07/18 12:07

  • Diegozami

    Comparto totalmente, y me alegra disfrutar con vosotros el sentir.

    Un saludo gigante.

    14/07/18 03:07

  • Beatrix

    Me encanto tu texto, sobre todo al recordar Federico García Lorca un gran poeta. Un saludo.

    14/07/18 10:07

  • Diegozami

    Agradezco tu comentario Beatrix. Lorca un grande.

    Saludos siempre.

    15/07/18 02:07

  • Luia

    Aunque desesperanzada, comparto tu decir y sentir.

    Mi afecto siempre

    15/07/18 07:07

  • Diegozami

    Lorca vive en la piel de todos los que amamos escribir.

    Un saludo también de afecto.

    15/07/18 07:07

Más de Diegozami