TusTextos.com

Falsas Apariencias (microrrelato)

Nos asustamos cuando le vimos bajar de su automóvil dando un terrible portazo. El tipejo, desaliñado y de aspecto desagradable, arremetió contra nosotros hecho una furia, soltando tacos e improperios de todo tipo. Golpeó nuestra luna delantera mientras, atónitos, nos mirábamos angustiados, preguntándonos cómo era posible que un roce insignificante en el paragolpes trasero transformara a una persona en semejante energúmeno.

De pronto, sin más, una sonrisa bobalicona y un repugnante hilillo de baba se dibujaron en su rostro. La explicación había descendido de la parte trasera de nuestro vehículo. Mi prima, de una belleza imponente, sofocó aquel incendio con un simple contoneo de caderas.
Jucapega196305 de octubre de 2016

Más de Jucapega1963