TusTextos.com

Seiko 3000 - Capitulo 84 - la última Bala En la Recámara

La quinta y definitiva etapa se disputaría a la mañana siguiente, la del viernes 10. Era la más larga y la más difícil para las pilotos. Por encima del pequeño archipiélago de Milesciento la etapa desde la isla de la Victoria hasta la isla Omega, icono del final de la Almindren’s Cup, su basta longitud, más de 400 kilómetros, cansaban a las pilotos física y mentalmente. Aunque fuera temprano, las 8 de la mañana era la hora en la que los almindrens debían salir a la parrilla. El título de aquel año estaba en el aire a pesar de que el líder de la general, Fugaz, reinaba con ventaja. Aunque tenía a tres equipos a 3 puntos de distancia y uno a 4
Todos habían optado por una configuración de marchas largas, para exprimir la velocidad de aquella etapa. Incluso Génesis, tendría que utilizar un depósito más grande de mineral para completar la etapa. Ni con esas, Kovalan podría adelantar a Génesis que tras el bravo oleaje del día anterior, sus daños anteriores se habían agravado. Su única esperanza radicaba en completar el campeonato sin retirase.
La etapa comenzó sin incidencias y con los seis primeros muy rápidos. Tras unos metros, el grupo de los favoritos ya se habían separado de la cola más de 20 segundos. Correrías empezó a verse acorralado por Deovosio enseguida y tras una disputa prolongada pudo defender su primer puesto. Fugaz iba a ala zaga del Deovosio y tras el fracaso de no poder adelantar a Correrias se lanzó por su derecha y sorprendió a todos quitando el 2º puesto a Inés van Utter, la piloto del Deovosio. Ahora Cassandra tenía un gran escollo, superar a una enemiga peligrosa y dura. Se mantuvo a su rebufo durante la mitad del recorrido, aprovechando su marca para salvar las pocas curvas que había al pasar la isla de Ishtar, el límite regional de Bahía Cost con las Islas centrales. Antes de llegar a las sinuosas curvas de las Lágrimas de Clío Cassandra fue atacó con fuerza. Su almindren, basado en el equilibrio de velocidad y aceleración exprimió a tope su motor para pasar con velocidad al Deovosio antes de una amplia curva. Valiéndose de su aceleración salio bien parada del adelantamiento. Pero la endiablada rapidez del almindren de Inés era muy conocida como “quita pegatinas” y la tuvo encima en pocos segundos. Aunque tenía a la asesina morena pisándoles los talones y con una clara intención de causarle un grave accidente Cassandra ya se había curtido bien a la hora de cerrar espacios. Además contaba que tendría unos kilómetros para irse con velocidad. Sólo era cuestión de tiempo el distanciarse de Inés. Y lo consiguió antes de lo que había imaginado.
- ¿Cómo has podido quitarte del medio al Deovosio? – pregunto Marina, asombrada
- Recordé lo que me hicieron ayer, Agedia y Brilla. Bastaba con ganarla con algo más de espacio. Si no se hubiera acabado la carrera tras pasar el Bósforo, Agedia, me habría superado sin inmutarse…
- Increíble… - dijo Marina, pasmada con la revelación
Alcoida miraba los datos con gran interés. Si Cassandra siguiera ese ritmo…
Estaban a escasos 10 kilómetros de la meta. Deovosio había sido superado por un peleón Brilla que había pasado a Agedia tras las primeras curvas de las Lágrimas. Correrías estaba defendiendo su primer puesto y de ser así, ganaría gracias al número de victorias conseguidas (tres, con aquella) siempre que Fugaz siguiera como segundo. Fugaz debía ganar o ganar si quería conseguir el campeonato, de nada le valdría que quedase un puesto por debajo del primero, puesto que tenía perseguidores que le podrían desbancar aun siendo terceros… o primeros. Carmen e Inma hacían cábalas imaginarias sin contar que el poderoso almindren de Integra se les acercaba cada vez más. Y era uno que optaba a llevarse el título.
El campeón siempre termina apareciendo.
Tarde o temprano
Y fue el caso de Cassandra y su Integra 9
A menos de 1 kilómetro, Cassandra ya estaba pegada a la cola del pequeño Fugaz. Inma advirtió que no eran buenas noticias y forzó al aminoren para intentar despegarse de Cassandra. Ésta no la dejó, aprovechando otra vez del rebufo seguro del Fugaz 01, y llegó enseguida al terreno de Correrías. Integra, por sus parámetros era el que mejor lo tenía para imponerse en la lucha. Fugaz podría aventajarse por su rapidez. Correrías, con su motor humilde, no podía dar más de sí. Cassandra se abrió e intentó una maniobra por la derecha del recorrido cuando aún quedaban tres curvas peligrosas. Paso por el interior de la primera sobrepasando en un primer momento a los dos almindrens y poniéndose en cabeza. En la siguiente curva, Inma lanzó su Fugaz 01 por el interior por un pequeño hueco que había dejado Carmen. En una expendida maniobra de Zigzag adelantó al integra de Cassandra por la derecha y se puso primera. Ahora el campeonato dependía de ellas dos. Correrías ya se había distanciado bastante y Brilla la había alcanzado. Cassandra quería que su equipo no perdiera su título e Inma quería ganar para costearse a sus caros patrocinadores. Ambas estaban en paralelo y se miraron las caras.
Cassandra tenía una cara de decisión innata.
Inma la de un objetivo claro y seguro.
Ambas llegaron a la vez a la línea de meta.
También llegaron muy juntos los almindrens de Brilla y de Correrias, Aunque este fue quien se llevo el gato al agua y acabo 3º, por delante de Brilla, cuarto. Aunque no fue esa lucha final lo que asombro a todos. La foto finish entre Fugaz e Integra no albergaba la menor duda.
Fugaz había ganado a integra por escasos centímetros.
El morro superior del Fugaz 01 se había impuesto sobre el picudo morro del Integra 9. El campeonato acabo tras que Deovosio acabara 5º, Agedia 6º, Génesis 7º a diez minutos del primero y Kovalan, casi media hora después, 8º.
Fugaz había ganado el campeonato más disputado de los últimos tiempos.
Integra había perdido el título pero había quedado en segunda plaza con 31 puntos, 5 por debajo de Fugaz. Correrías había acabado por delante de los mejores y se había colocado 3º con 28 puntos. Los mismos que obtuvo Brilla que acabó su carrera con un 4º puesto. Deovosio cayó hasta la quinta posición con 27 puntos y encolerizó a su manager. Agedia cerro con 19 escasos puntos y asumiendo que sus estrategias de nada valieron ante rivales tan sorprendentes como los tres primeros. Génesis con 6 agradeció el fichaje de Stonia Lux que pudo terminar por delante del último, Kovalan, que asumió una bancarrota por su fracaso y disolvió el equipo semanas después.
En la entrega de trofeos, Cassandra aplaudió más que nadie a la nueva campeona al igual que su equipo y el resto de los grandes. El equipo Fugaz fue proclamado el mejor del campeonato y le regalaron un sustancioso cheque de varios millones, los suficientes como para no tener que recurrir a patrocinadores caros en toda su vida. El equipo Correrías fue el mejor equipo revelación y gano un modesto premio monetario para patrocinar su escuela de talentos. Cassandra fue elegida por la mayoría de managers y directivos de las escuderías de la serie A como la mejor piloto y gano un sustancioso cheque. La Deltario, a pesar de no haber ganado dedico unas palabras a la gente que se agolpaba para verla.
- Gracias… Gracias a todos vosotros. Jamás terminare de agradeceros este apoyo y quisiera compartir con vosotros este cheque haciendo una noble acción
El público rugió de emoción y los periodistas preguntaron en que consistía aquello
- Dedicaré todo el premio en el Orfanato de Santa Casilda de Bahía Cost y la mayor parte de mis beneficios irán a parar a damnificados por el paro, principalmente los mineros…
El público grito de alegría. Jamás una piloto había destacado por su altruismo. Más bien vivían por encima de los demás, como una apartada casta de ricos y pedantes.
Y tras una fiesta especial de despedida, el emocionante y vibrante campeonato de almindrens del año 2999 acabó como el sol se pone cada día…
Tras su huída, Cassandra era capaz de darlo todo por los faltos de justicia y amor.
08 de septiembre de 2009

Más de Keitaro