TusTextos.com

Insaciable

Me pides paciencia, y que vayamos poco a poco cuando en realidad lo que yo siento es que quiero arrancarte los labios a bocados y sacarte los ojos para que me mires fijamente todas las mañanas, tardes, noches... cogerte las manos y que me acaricies con esa capacidad increíble que tienes de erizarme la piel con un suspiro...
Me pides que me controle, cuando en realidad lo que siento son unas ganas incontrolables de gritar a los cuatro vientos que aunque no te buscaba, al fin te encontré, a ti, mujer, con tu bonito carácter, testaruda, con tus manías, a veces fría pero nunca distante; con tus buenas y no tan buenas palabras, con tu criterio, tu actitud de querer quererme tanto y tus besos, sobretodo, tus besos... y mírame a mí, que soy una niñata estrellada, porque me estrellé a base de hostias en el corazón y patadas en la cabeza, que me veía perdida entre tanta gente indiferente que no me aportaban ni las buenas noches...
Y de repente apareces, y tienes esa capacidad de darle la vuelta a todo y querer que me quiera; cada día más a mí, a nosotras, a lo nuestro... por no hablar de tu mirada, que a veces ni mirarte puedo porque sino es que no me atrevo ni siquiera a hablarte, me dejas sin palabras, sin argumentos, sin aliento... y de repente me sale un suspiro, que no sé si es de mi interior o es tuyo desde dentro de mí, y sé que acabaremos por entendernos del todo.. porque lo que sentimos es mucho más fuerte que lo que nos diferencia...
Por último, o al menos por ahora hasta el siguiente abrazo, me pides cordura, cuando en realidad yo lo que siento es que quiero enloquecernos, así como lo hago cuando pienso en tu cuerpo cuando estás lejos, y me duele, me duele porque no puedo mirarte, besarte, tocarte; porque aunque apenas sean ni 100 kilómetros se van haciendo miles a medida que pasa el tiempo, y cada vez son más tristes las vueltas a casa y la estancia en ella, porque no estás... cada día se me hacen más duras las despedidas porque luego ya no estás... pero estaremos, mi vida; apuesto mucho por nuestro futuro, juntas, en un día a día contigo y con tus malos humos, porque ahora mismo no me veo sin ellos, sin ti, has pasado a ser esencial en mi vida, en mi cuerpo, en mis ganas de seguir adelante, así que esto va por ti, por mí, por mis ganas insaciables de hacerte mía y sobretodo, por mucha vida juntas...
MelmelPublicado el 23 de mayo de 2017
Archivado en amor distancia enamoramiento poesia

2 Comentarios

  • Mejorana

    Yo también me he quedado sin aliento ante tus fogosas palabras y esa pasión desesperada.
    Me gustaría que volviérais a encontraros y gocéis del dulce consuelo de vuestra propia compañía.

    24/05/17 07:05

  • Melmel

    Qué grande eres, Mejorana... tienes un corazón tan bello... Me enorgullece muchísimo que una poetisa como tú, tan inmensa, aprecie mis escritos de pacotilla... millones de besos y abrazos Mejo, un placer leerte siempre!!!

    26/05/17 12:05

Más de Melmel