TusTextos

El Pasajero de Atrás

Aquel tipo aparentemente era normal. Abrió la puerta y me dio la dirección. Como cada noche hice mi trabajo. No me había dado tiempo a fijarme en él. Estaba muy oscuro y la niebla lo hacía todo más difícil. Su cigarrillo se encendía con cada bocanada de aire. De forma casi constante. Pero el tenue rojo que desprendía, apenas le iluminaba su bigote. Ni si quiera su voz me aclaró muy bien quién pudiera ser. Tampoco era un hombre demasiado hablador. Crucé varias calles y me salté varios semáforos en rojo, como él me dijo. Esperaba que pagara igual que todos. Pero me di la vuelta al llegar aquí y el hombre se había rebanado el cuello, agente. Le digo de verdad que sólo estábamos él y yo. Se lo juro.
Mrhyde15 de octubre de 2017

1 Recomendaciones

Más de Mrhyde