Iré a por Vino

Publicado por Pau_coll el 19 de junio de 2017.
Compraré una botella de vino para bebérmela esta noche y no pararé hasta que olvide por qué la descorché. De todas formas, la solitud me otorgará el suficiente dolor como para no sentirme culpable de nada de lo que haga y justificar este acto.
Una falsa declaración de amor, señales malinterpretadas, una cita sin intenciones ocultas ni descubiertas, un beso que sabes que no volverás a dar. La esperanza es lo último que se pierde, dicen. Eso no quiere decir que la esperanza sea una sensación agradable que te acompaña en el largo camino de la vida hasta que se ponga el sol por última vez; sí, así es, por última vez. Siempre hay algo que esperar y la cabrona e incansable esperanza está ahí para recordártelo.
Creo que el tiempo y la esperanza son amigos íntimos. Van de la mano, con su omnipresencia y prepotencia. Uno es incesante y la otra perturbadora y, juntos, se proponen destruirte.
Mierda. Otra vez. Vuelta a empezar. A la expectativa de una falsa declaración de amor, señales malinterpretadas, una cita sin intenciones ocultas ni descubiertas, un beso que sabes que no volverás a dar.
Abriré un vino que después de estar tanto tiempo esperando a ser descorchado, ni siquiera podré recordar por qué lo hice. El olvido me hará perder la esperanza y el tiempo curará el dolor.

Para comentar debes registrarte ».
Si ya tienes un usuario debes iniciar sesión ».

Mas de Pau_coll