La Quiero a Morir

Publicado por Polaris el 15 de abril de 2017.
LA QUIERO A MORIR



La mujer a la que escribo este poema y otros, es un ser que a sufrido una de las tragedias más espantosas que una mujer puede sufrir.

Ella perdió a su marido, tras dieciséis años de matrimonio, de feliz matrimonio del que yo fui testigo en varias ocasiones, yo la conocí cuando era un adolescente, ya entonces cuando era amigo de su esposo, me pareció una mujer extraordinaria, pero esa mujer era fruta vedada para mí. El tiempo y la distancia nos alejo, la vida nos alejó y ella hizo su propia vida, con su prole y yo la mía.

Veinte años después, una tarde de Agosto, cuando acudí a mi Salamanca querida para intentar curar todas las heridas, ella estaba allí, y en un momento de aquella tarde, una lágrima sentida en el interior de su dolor, meció la mía,sintiendo que solo el amor podía curar sus desdicha, su desdén, entonces, como si un hilo me conectara con el mismo cielo, me elevé sobre mi propio destino, para arrullarla, acariciar, besar, el suyo, tan maltrecho, y que su tragedia fuera una espina clavada en el corazón, y no un rejón de muerte.

Ella no quería vivir, lo supe mientras aquella lágrima, descendía sobre su rostro, la vida no le importaba, ni siquiera sus hijos, pedía a gritos, con esos gritos del silencio que no se oyen, que se acabará su mando, su vida, su agonía, y a mí me pareció tan bello que un ser humano quisiera así de esa manera a otro, que decidí que ella viviría.

Apartando mi propio dolor, apartándolo todo, me centre en esa mujer maravillosa y le dije un día:

[Tu vivirás]

Y ella incrédula siguió su vida ordinaria sin creerme, pero con el paso del tiempo y cada día aunque fuera con subterfugios me acerque más y más a su alma, sufrí con ella, y le di esperanza.

Esperanza, la esperanza es el último bastión antes de que suceda un desenlace. No piensen que tengo mérito alguno, quizás tal vez, el de mi peor condición, que es la perseverancia, este mundo necesita de personas que puedan amar como ella ama, y que pongan la vida de su ser amado por encima de la suya propia, quedan tan pocas personas en este mundo así, que para mi fue una bendición encontrarla.

Ahora soy yo la que la quiero más que a mi vida, y por ello, le dedico este poema, este, y todos los que vendrán.









LA QUIERO A MORIR














LA QUIERO A MORIR




Fui un indolente hasta ayer, un apático ser
más desde aquella tarde,
custodio de tus ilusiones de amor,
solo sé que moriría por ti.


Puedes llamar a la muerte, eternamente
que yo con mi amor la alejaré
porque con un soplo crearé esperanza
sacaré fuerza de mí, de donde no exista
y con un te quiero, no te dejaré nunca morir.


Ella rellena las horas de mi reloj.
Me guía a teñir cristalino el dolor,
con su deseo
Y alza una atalaya desde el edén hasta aquí
y une con cera unas alas y me ayuda a volar
en su periplo, en su vida.
La quiero a morir.


Sabe bien que es el dolor
yo lamo cada llaga, extraigo cada bala.
Conoce todo el dolor,
de la existencia y del amor también.


Yo , la quiero a morir.
Y solo eso sé,
No necesito saber más.
















Este poema no se puede leer, ni entender si no se escucha con esta música.

https://www.youtube.com/watch?v=zNpeK7sDLzE

Lo recomiendan

4 Comentarios

  • Mayoazul

    Historia, poema y romanticismo a raudales, es de película. Eres grande.

    16/04/17 06:04

  • Polaris

    Agradecido Mayoazul por tus palabras.
    Pol.

    16/04/17 07:04

  • Chay

    Sin palabras,Pol.Las lágrimas me impiden ver con claridad...Por lo que deduzco,doloroso pero hermoso reencueentro.Imposible expresarlo más bonito.Me das permiso para aprender de tu pluma,maestro?Excelente texto y poema.

    27/09/17 10:09

  • Polaris

    Tuya es, mi padre decía que lo que hay en el mundo, para el mundo es.

    Gracias de todo corazón Chay.

    Pol.

    30/09/17 01:09

Para comentar debes registrarte ».
Si ya tienes un usuario debes iniciar sesión ».

Mas de Polaris