TusTextos.com

Carta al Amor de mi Vida.

Amor mío,
no sé quién eres, ni tampoco qué estarás haciendo pero he sentido la necesidad de escribirte. A veces pienso que no existes pero confío tanto en el destino que seguro que nos encontraremos.
Tengo la certeza de que estamos muy cerca... En la calle, en las redes sociales, en cualquier cafetería. Puede que seas un completo extraño o un perfecto conocido. Que nuestras miradas se cruzasen un día de fiesta o en el bus. Que hayamos pasado muy cerca el uno del otro... Pero todavía no ha sido nuestro tiempo y lo sé porque no te tengo aquí conmigo.
Siento mucho que estés esperando todo este tiempo... Que hayas tenido que ir a citas desastrosas, conformarte con relaciones amorosas incompletas. Que te hayas sentido muy sólo algún día o que no tuvieras a nadie en quién confiar. Que hayas sufrido, incluso llorado y no supieras en quién apoyarte. De verdad, lo siento mucho... Si te hace sentir bien, eso se acabará cuando nuestros caminos se crucen.
Me conmueve pensar en todas las charlas que tendremos. Cómo habrá sido tu vida hasta el momento de conocerme, cuáles eran tus dibujitos favoritos de la infancia, a qué solías jugar de pequeño, tus momentos más difíciles, cómo eras en tu adolescencia.
Muchas veces me han preguntado cómo sería mi hombre ideal y siempre he contestado lo mismo: Un hombre imperfecto. No importa que no tengas un físico escultural porque que a mí lo que me hará feliz serán tus virtudes, esas que te harán único e irremplazable.
Tengo un consejo para ti. Disfruta de tu vida, con alegría y entusiasmo, y no pierdas tu tiempo pensando dónde estoy. Quiero que seas feliz al igual que lo soy yo porque así podremos compartir nuestras alegrías cuando estemos juntos.
Confío en que me harás la chica más feliz del Mundo y que cuando te encuentre, entederé por qué no ha funcionado con ninguna otra persona. Estoy segura de que estando contigo, olvidaré todo lo que esté en mi alrededor. Que me harás sonreír esos días en los que no tengo fuerzas, que serás la luz que ilumine mis días grises. Que me sentiré protegida entre tus brazos, que podré ser yo en toda mi esencia, con todas mis manías y rarezas. Que nunca tratarás de cambiarme porque me aceptarás tal y como soy. Que saldremos de todos los enojos que tengamos y que si en algún momento el Mundo gira en nuestra contra, seremos dos guerreros luchando por permanecer juntos hasta el final.
Todo sucede por algo y todo lo que hemos vivido sin conocernos, nos está llevando al momento en el que nuestras almas se crucen.
Mi corazón está esperando con tranquilidad el momento en el que me pidas ser tu novia, para entregarse completamente a ti hasta su último latido.
No te rindas, lo mejor está por llegar.
29 de mayo de 2018

Lo recomiendan

1 Comentarios

  • Clopezn

    Desde luego cuando ese hombre imperfecto sea hallado, este no puede esperar mejor declaración de intenciones. Un saludo cordial.

    30/05/18 11:05

Más de Srtaromo