TusTextos

A de P

Un día lluvioso más, las viejas casas, que tantos días me acompañaron en los caminos de soledad, comienzan a mutar. Finalmente las derriban, hace falta una moderna infraestructura en el barrio, justo, justo en el el lugar que habitan las añosas viviendas.

Tras la jornada laboral un leve cansancio no da paso necesariamente a la abulia. No puedo evitar echar un ojo por la puerta entreabierta. Por el suelo se reparten desordenadamente las hojas del informe de demolición. Una casa habitada, que lo fue,unos pasillos vividos, la sala con el mueble, no muy deteriorado, y de altura media, que todabía cobijaba algún libro, varios cds. Me pregunté ¿ de qué tratarían ?. Restos de vida, curiosos recuerdos solidos que me hablan de lo que allí pudo suceder.

Otra habitación conserva tres lámparas en el techo, un riel con tres focos, de los que dos parecían aún en buen estado, ni se los llevaron en la huida. Paredes blanco sucio, huellas de los pocos cuadros que se clavaron en la pared. Un disco, un single de vinilo se mantenía pegado a la expresiva pared. ¿ Sería un éxito de pop o rock?

Curiosamente la parte trasera mantenía cierta dignidad a día de hoy. Todavía no han tirado algunas cristaleras que daban a lo que sería un pequeño patio. ¿Qué niños jugaron allí?

Fantaseé con jóvenes metiéndose "jaco" en alguna habitación, el disco en la pared me llevó a esa imagen, bueno y muchas películas que ví de toxicómanos pinchándose en casa abandonadas.

La excavadora allanaba el terreno bastante irregular, plagado de hierbas y algunas coles. En los úlitmos años el dueño de la parcela crió algunos animales, hasta ovejas vi pastando. Sín duda eran las ocas, siempre 2 ó 3, las que más entretenían a los niños y los ya no tan niños. Se distinguía facilmente el macho de la hembra por su actitud, el macho era siempre más altivo y controlador, marcaba mucho el territorio. Casi siempre eran grisáceas, pocas fueron blancas. Todos los años criaban patitos, a veces en dos ocasiones. Las crías tenían la expresión encantadora que tienen los especímenes inmaduros de los mamíferos y muchas aves. Se acercaban a la valla, pedían insistentemente comida, que tantas veces conseguían. Crecían a la velocidad del sonido, en un par de días ya eran distintos, y se iban diferenciando entre sí: el más espabilado, el que cojeaba un poco, el más cercano a la madre,etc. Al cabo de pocos meses ya eran tan grandes como sus padres. La tragedia se empezaba a mascar, un día sin previo aviso desaparecían las pequeñas ocas. en ocasiones dejaba alguna viva, una suerte de indulto.

Siempre imaginé al dueño de la parcela como alguien grosero, barrigudo y primario. La verdad es que nunca lo vi, sólo coincidía con su furgoneta, rotulada con mensajes de una empresa vulgar, como él.

En el barrio nunca le perdonamos, soñamos en varias ocasiones con grafitearle la furgoneta con un mensaje : ASESINO DE PATITOS. Estoy convencido que la mayoría aprobaría este acto ¿vandálico?

**
BLUESS. 10-5-2010
Bluess10 de mayo de 2013

Más de Bluess