TusTextos.com

Descalzos

Rómpete en mí. Clávate, vertical como la lluvia, sobre mi tímida horizontalidad. Atraviésame como un valle incontestable, como una descarga eléctrica en un cuerpo que sólo quiere ser viento. Hazme tormenta. Anhélame, desgasta mi piel y múdala conmigo. Ódiame por quererme. Muerde mi coherencia y mastícala hasta que no la necesite, hasta que sea capaz de confundir un latido con un pensamiento. Engáñame, prométeme el cielo y tirémonos al suelo borrachos a reírnos de los lejos que queda lo que juraste conseguirme. Golpéame contundente contra tus esquinas, déjame ver tus límites. Trata de entender que esto es a doble o nada, que el gris acaba siendo blanco o negro, que hay ciertos verbos que no pueden conjugarse de forma equilibrada. Hazte inevitable para mí, crúzate en mi camino y ten el valor de quedarte cuando sea invierno, cuando empiecen a florecer los miedos y las dudas; cuando el estruendo inunde la habitación y te prometo que seremos primavera, que todo será intenso y que eso de lo que tanto nos han hablado en los cuentos será realizable. Tú perderás los zapatos y ambos caminaremos descalzos.
AdrielegancePublicado el 29 de septiembre de 2016
Archivado en sentimientos emociones amor odio equilibrio

2 Comentarios

Más de Adrielegance