TusTextos.com

La Pintoresca

La Pintoresca

La música de fondo es tenue y muy relajante, a donde quiera que mire veo su rostro. Tengo esa sensación que queda cuando vemos por mucho tiempo el sol o alguna farola, después a donde sea que veamos, seguimos viendo en el centro la mancha. Así veo yo, a donde sea que mire veo su rostro, me deslumbra.
Su simple presencia es un viento fresco en una tarde calurosa, todos en el pueblo la admiran por su belleza, y como no hacerlo. Ha sido reina del festival por siete años consecutivos. El tiempo pasa y ella sigue igual de bella.
Los hombres la asechan y persiguen, tan solo quieren una muestra de cariño de su parte. Eso para ella debe ser muy desesperante, no es su culpa, ella solo se mantiene joven y bella para sus admiradores. En el pueblo las mujeres la envidian, los hombres la pretenden y yo solo la veo con respeto y admiración.
Pienso que si llego a tener una hija, quiero que sea ella su madre. Me estoy enamorando, ¡pero claro! No soy el único. Todos en la isla de Eternidad están enamorados de ella, sean hombres o mujeres, todos la admiran por su belleza.
Siempre luciendo radiante, sus ropas son típicas de una mujer leal a sus raíces. Su atuendo es campesino, su habla es regional. Su casta sin duda es del más anhelado linaje. Orgullosamente Gitana.
Muchos le exigen lo mejor de ella. Debe comportarse amable y servicial pero... ¿Es eso lo que ella quiere? ¿Acaso nadie le a preguntado alguna ves que es lo que ella quiere? Lo que desea. ¿Que será eso que ella tanto desea? ¿Acaso no tiene sueños y anhelos?
Egoístas somos todos, la vemos en la calle sonriendo y creemos que es parte de su naturaleza, parte de su deber con la gente del pueblo. Pienso en esto que digo y me doy vergüenza, estas creencias machistas no son propias de los habitantes de Eternidad.
En la isla no hay quien no la conozca, todos han oído hablar de La Pintoresca. La famosa Pintoresca. ¡Que bella es! Digo esto y un suspiro sale de mis adentros para su persona. Mi lienzo aun sigue en blanco, me resulta patético pensar que no puedo retratarla. Tanto que la e visto y no puedo siquiera retratar su sonrisa. Esta frente a mi pero es que no puedo ver nada. Su presencia me ciega, es una luz del cielo, un canto celestial, un sueño cumplido, una frase de amor.
La verdad es que estoy viendo su cuerpo desnudo frente a mí, esas curvas esperan que las retrate como son pero...mi mano tiembla y la pintura cae de mi pincel salpicando y manchando mi ropa. Me ve con esa expresión de ternura en su rostro. Sus ojos ansían tanto vestirse y marcharse, pero no solo de mi hogar, si no de estas tierras. Quizás ira a buscar a su caballero. El cual vendrá a ella forrado de lindas vestiduras para su persona, con regalos preciosos, frases tiernas, un sin fin de emociones. Me a hablado de su sueño, soñó un largo viaje a unas tierras tan bellas y lejanas que podrían ser el mismo edén, “digo, si es que existe" y no le quito su sueño ni la esperanza de que así sea.
Ella a vivido como lo que es y será siempre. Reina amada que espera el amor como quien espera al sol envuelto en la oscuridad y el frío. Pienso en ella como; un sueño a media noche, bello y espontáneo. E pensado que ella es solo una estrella fugas, y así como llego, se ira...sin avisar.
Me dolerá su partida más que su ausencia, me dolerá su rechazo más que su indiferencia. Tengo que aceptarlo, ella no existe, solo la e imaginado egoístamente. Perdón señora inspiración, es usted mi mensajera, la que me trae la nostalgia y la melancolía. Adicto soy a su rostro como a su elixir.
Tendré que disfrutar de este momento, por que cuando abra los ojos, los problemas y la cotidianidad me arrastraran a la realidad de nuevo.
Fin…

De Parte De: Bostek & Entertainment.
Relatos Y Cuentos Cortos Para Dormir…
©La B Grande Producciones®
Bostek22 de abril de 2016

Más de Bostek