Sombras de Extremadura (microrrelato)

La vida se le escapaba a borbotones y no estaba dispuesto a esperar a la muerte, tendido en su lecho. Ese no era destino para un descendiente de conquistadores de tierras lejanas y océanos cargados de sueños.

Nacido al pie del Guadiana, curtido en campos de labor, cincelado a golpes de historia, renacido siempre de las cenizas del olvido; no se acobardaría ante un simple tumor alojado en algún recóndito lugar de su viejo cerebro.

El abuelo soñaba rayos de luz megalítica derramándose sobre dólmenes valentinos; oía flautas y trompetas romanas retumbando en teatros y templos de Mérida; vagaba por murallas almohades en Cáceres, en Badajoz; imaginaba paseos por cubiertas de eternos barcos fantasmas junto a Cortés o Pizarro. Se apagó deshaciendo entuertos que su mente componía, sin hollar jamás fuera del terruño; viajando siempre con el corazón amarrado a su sombra, la sombra de sus extremaduras.

10 / junio / 2018

Etiquetas:

Lo recomiendan

4 Comentarios

  • Clopezn

    Hermoso homenaje a la historia de Extremadura.
    Un saludo cordial

    11/06/18 01:06

  • Jucapega1963

    Muchas gracias, Clopezn. Saludos.

    11/06/18 07:06

  • Remi

    Conmovedor texto Juca, se siente tu amor por tu tierra.
    Un abrazo.

    17/06/18 11:06

  • Jucapega1963

    Así es Remi. Gracias. Un saludo.

    23/06/18 08:06

Mas de Jucapega1963