TusTextos

Sobre la Incertidumbre. Volumen V

Deja que todo te pase, el miedo y el terror... Tu sigue viviendo, porque ningún sentimiento será el último. -Rainer Maria Rilke.

Míralos, como vienen aquí otra vez. Otra vez vienen a por ti,
Son tus propios demonios de la noche con sus ojos clavados en ti,
Para ti, cualquier lugar donde estén ellos es un crudo territorio hostil,
Quieren que te sientas acechado y abrumado y tu ya crees que todo gira en torno a ti.
Has sentido muchas veces que estás solo en tu camino... No es nada más lejos de la verdad.
Te estas sintiendo incomprendido, pero, amigo mío. Nadie te entiende mejor que yo.
Pierdes el sentido de la realidad, y la vida se vuelve cada vez más insignificante y aburrida, algo que lentamente no es nada nuevo en ti.
Pero, tu fuiste guardián de las estrellas el día que te conocí, queríamos comernos el mundo y lentamente te fuiste degenerando... Apagando tu luz, conscientemente, con miedo a que se apague y con miedo a no saber como evitar que esos demonios de la noche la apaguen.
El miedo... La incertidumbre...
Pero, yo también conozco a esos demonios con quienes hasta ahora tengo que lidiar, expulsarlos constantemente de mi mente para que me puedan dejar avanzar.
Y no es fácil, es un camino largo de recorrer, es dificil y lo sabemos bien...
Pero siempre hemos sido guerreros... Es algo que tambien sabemos bien.
Un guerrero no es alguien que va a la guerra a matar. Es alguien quien vence y se enfrenta a su miedo, de una forma material "al enemigo".
Ser un guerrero es mirar a ls ojos a la cruda realidad, a los errores de nuestras vidas que nadie puede borrar.
Enfrentarnos al miedo, causarle miedo al miedo liberando con rienda suelta al animal que tenemos dentro. A ese que se quiere comer el mundo y siempre nos ha empujado a ser libre como el viento.
Pero no hay que darle mucha rienda a nuestros deseos animales, porque a veces pueden tomar desiciones por impulso que desembocan en cualquier lado menos en una vida mejor.
Pero en estos momentos vacios, de incertidumbre y silencio, donde la vida te golpea, solo nos queda afrontar directamente nuestros problemas.
Aceptar nuestro destino, forjado en todo momento por nosotros... Pero para forjarlo hay que saber la respuesta a la misma pregunta de Lenin...
¿Qué hacer?
Una respuesta es; jamás dar el brazo a torcer... Nunca. Porque nuestros valores son diferentes a los que el resto de esta pudrida y decadente sociedad vende y acepta... Ser diferentes es parte de nuestro destino.
Lo que resalta, llama la atención, y lo que llama la atención es diferente, lo diferente tambien da miedo.
Y el miedo es la incertidumbre del futuro, el ¿Pero, podría pasar esto... y esto otro? ¿Y si pasa esta otra cosa....?
Y el miedo es lo que nos fuerza directamente a no amar.
Amar es la fuerza determinante para nuestras vidas, para llevar a cabo muchas cosas, desde una carta, hasta locuras como querer colarse en eventos importantes, hasta aprender idiomas, desafiar a todo el puto mundo, o incluso madurar uno mismo. El amor es la gasolina de la evolución humana, eso no es nada nuevo.
Pero por el mismo motivo, no se puede amar, no se puede estar determinado a actuar, si no se esta determinado uno mismo. La tipica frase "No puedes amar a otros si no te amas a tí" tiene todo el sentido del planeta.
Porque para estar determinados, no hay que temer, ni de uno mismo, ni del otro.
No podemos ser como el resto de esta gente, como la gente simple y "normal" quienes no aman, quienes no actuan, no viven, son zombies que disfrutan a partir del placer, y no del sentir. No de la ilusión del mañana.
Para vivir se ha de aspirar, se ha de estar motivado... Motivación... El amor es una motivación demasiado fuerte.
Estar motivado por tu futuro... Para eso hace falta amarte a tí mismo sobre todas las cosas, incluso si ese futuro es aplicable para un futuro sentimental con otra persona, si no te amas a tí, no llegarás a nigun lado.
Es cierto que tambien hemos de disfrutar la vida a toda velocidad, y que nada es gratos, que sufriremos la factura de nuestros propios excesos.
Hemos de vivir el ahora pensando en el mañana, siendo concientes de él. El pasado es un preambulo del ahora, el mañana es una incertidumbre a quien no le tenemos que temer, a quien tenemos que afrontar con las desiciónes del hoy. Sin miedos. Con amor.
A aquellos que odian el futuro, que odian el mañana y lo desprecian, al contrario del miedo, es una distorsion del amor, es una cuestión de reconciliacion con uno mismo.
En caso del miedo al mañana, es más duro, porque es cuestión de encontrar el porqué de ese miedo, y enfrentarlo de pleno. Enfrentarlo... DE FRENTE. Mirando el miedo a los ojos...
A los demonios de la noche que atormentando tu presente atormentan tu futuro. Porque estas tan ocupado en el presente y preocupado para el futuro que prefieres simplemente no ocuparte hasta que llegues.
No te preocupes, pero tampoco lo descuides.
Te falta un detonante, una motivación para llegar a la inspiración necesaria para no preocuparte... Para erradicar tu incertidumnre.
El amor es la mejor motivación... ¿Qué mejor ilusión que el amor? Hay veces donde la ilusión se convierte en realidad y es un sueño cumplido, y otras donde vives engañado, y un sueño que creías que se hacía realidad lentamente se convierte en pesadilla y cuentas las horas para despertar...
Para volver a ser tú... Para bien o para mal, forja tu propio destino. Que el destino no lo haga por tí.
Cuando la vida te golpee, llora... Derrumate, pero al final, enseñale los dientes.
¿Derrumbarse es motivo de debilidad? Para nada. Lo bueno de la destrucción es la obligación a la reconstrucción.
Motivo de debilidad es fiarse de aquellos que no saben llorar. Dejar de llorar, de sentir y/o pensar. Ser uno más en la vida y no uno con la vida.
Al fin y al cabo, lo que no mata, hace más fuerte...
Pero has de ser consciente que no hay peligro mayor que el que vive en la mente. Es un dolor tan intenso que ni los golpes son comparables al dolor que se tiene cuando se es conciente que le haces daño a tu propia gente.
A aquellos que te aman, que han apostado por tí, ya sea cosas materiales o cosas transcendentes, como sentimientos, deseos y/o recuerdos.
No por no satisfacerles, si no por la incertidumbre, por el miedo de la decepción...
Tu mente, controlandote otra vez.
Enfrentate a tu mente, lucha contra ella, encuentra la verdad, aunque tengas que darte cuenta que todo fue una mentira. Aunque veas como tus esquemas se destruyen...
Los reconstruirás mas fuertes. Ese cambio de base constante se llama "madurez" y quien madura muchas veces, vive, y quien vive mucho, alcanza la perfección.
Vive, no finjas alguien que no eres, no aparentes algo que no sientas...
Se el dueño de tus propias acciones, se el dueño de tus propias desiciones.
Y sí, pagaremos el precio de ser diferentes, con el abandono, el desprecio y con el miedo de resaltar. Pero vale la pena, porque nosotros viviremos. La escoría no.
Lleva el peso de tus errores, pero jamás dejes de ser tú.
Que tus miedos no te ganen, que la incertidumbre no se haga contigo.
Que tu amor y tu determinación lleven tus riendas.
Andresmb13 de julio de 2020

1 Comentarios

  • Jul

    Omg que palabras que me identificaron mucho en mi vida

    "Uno quiere ser fuerte pero aveces por miedo, inspiracion y cobardia no puede".

    07/08/20 01:08

Más de Andresmb