TusTextos

Reflexiones Del Trotamundos

Hacéis del mar un llanto interminable,
solo porque soy vuestro enemigo.
Y lo reconozco.
Muchos me he llevado,
sin merecerlo.
¿Pero soy el autor o solo el instrumento?

Pobláis el mundo haciéndolo vuestro,
siendo reyes de un cortijo tan efímero
que en lugar de conservar
le erigís monumentos.
Alguien os enseñó a ser dueños del fuego,
y en vez de calentaros,
os reís del que no quema su tiempo,
mientras vuestro corazón corre
desbocado hacia el abismo.
Y seguís anhelantes del aplauso
que disipe el espejismo
de vuestra sinrazón.
Al menos, veo quién se mancha las manos
de tierra,
pues no conoce otra forma de ensuciarse,
y no yerra
en que las cenizas que llamáis orgullo
las arrastrará el viento,
y luego no quedará nada.
Quizá vosotros sois la plaga
si solo creéis en Dios
tras hurgar los dedos en la llaga.
Yo soy el virus que reina
en vuestra nada
porque allí habéis renunciado
a la humildad.

.

Os engañaron, como a Marco Craso.
Tentados, para cruzar desiertos
para llegar a los confines de Asia
donde había riqueza.
Una riqueza que solo sirvió
para ahogaros en ella
y morir,
como mueren los que no saben vivir,
con los ojos vendados.
Y solos ante la oscuridad
cuando se apagaron las luces
solo supisteis jugar a las tinieblas,
buscándoos a tientas.
Y aprendisteis
a pedir
piedad.

.

Al final de esta historia,
los que tienen algo que contar callan.
Ellos no escriben, yo escribo por ellos,
pues un poeta no es más que
todos los poetas que en su cobardía
no saben hacer un verso libre.
Y a quien hace libre,
a esa persona
pertenece la poesía.

Algún día, no muy lejano
dejaré de ser noticia
y espero,
deseo,
rezo
y quiero
haberos enseñado
dignidad.
Luko179109 de mayo de 2020

Más de Luko1791