TusTextos

Reflexiones En la Oscuridad (1)

Una llamada. ¿Cuándo llegas a casa?
- No tardaré mucho.
- Te espero levantada.

Una llave se introduce sigilosamente en la cerradura y al abrir la puerta, voces de un programa cualquiera de televisión.
Al fondo del pasillo, una figura frágil y esbelta aparece discretamente bajo el umbral del salón.

La palma de la mano sobre el marco de la puerta y una mejilla sobre el dorso de la mano.
Un rostro angelical y una mirada que dice:
- Te he echado de menos.

Pasos al frente y dos cuerpos que se funden en un abrazo. Ojos cerrados y el aire se viste de sentimiento.
Un ligero movimiento de cabeza que se acomoda en un hombro.
Diez palabras, cinco verbos, una religión. TE QUIERO, TE AMO, TE NECESITO, TE ADORO, TE DESEO.

- ¿Cómo te ha ido el día?
- Bien (aunque haya sido horrible). No hay lugar para maldades.
- Te he preparado la cenita.
- Sólo si tú me acompañas.
- ¿Qué has preparado, cariño?
- Ensalada de besos aliñada con mimitos y caricias.
- ¡Una cena estupenda, mi amor! ¿Vemos una peli?
- Ya que te he preparado la cenita me harás un masajito en los pies ¿no?
- ¡Claro que sí, mi vida!

Efecto contrario. El masajista se queda dormido masajeando los pies de la masajeada.
- ¿Nos vamos a la camita?

Una película que no llega a su fin. En el territorio de la intimidad, un sueño de abrazos y una vida de felicidad. Pasado que no volverá.

Presente infernal. ¿Futuro? Abrir la puerta del ¿hogar?
Silencio y oscuridad. Espera el vacio y la soledad.
- ¿Al fondo del pasillo?
Un escalofrío de terror.
- ¿Qué hay de cena?
Tabaco y alcohol.

No hay preguntas. No hay respuestas. Sólo pensamientos y sufrimiento.
Todas las películas llegan a su final.
Noches sin sueño. Días sin fin. Sueños de esperanza. Realidades desesperanzadas.
Triunfador de fracasos.
Decepción de corazones abiertos y amantes. Corazón sin brújula.
Manual del tropiezo infinito.
Autoestima subterránea. Preso del querer y no poder.
Carcelero del poder y no querer.
Penitente en la cofradía de la utopía. Trovador de fantasías.
Ejemplo de tristezas. Ansiedad de alegrías.


Amae01 de agosto de 2009

14 Comentarios

  • Enlabasilica

    Me parece un texto original y con un tratamiento novedoso. Me gusta. Encuentro, no obstante, un problema (menos mal que has resuelto la distribución en párrafos, pues la primera versión dificultaba terriblente la lectura y comprensión del texto. Por cierto, no hace falta que repitas un texto entero si quieres modificarlo. Tienes la opción "editar texto", para ello). Perdida tras el paréntesis, retomo la frase, y te comento el problema que observo en tu texto. Excesiva esticotimia, sobre todo en todo el bloque final. Intenta entrelazar las frases, crear nexos sintácticos entre aquellas que tiene, por si mismas, una unidad semántica. El uso de frases cortas en las que, además, se elipsan incluso sintagmas enteros, le confiere un ritmo machacón y un tanto pobre. Enriquece las oraciones y busca una mayor fluidez en las propias estructuras sintácticas.

    Perdón por esta intervención, me ha resultado muy atractivo el texto y me ha dado un poco de pena que ese defectillo le reste gracia y frescura. En cualquier caso, "consejos vendo que para mí no tengo...". Por eso mismo te lo digo. Es un defecto en el que yo caigo con alguna asiduidad y por ello mismo, porque "más sabe el diablo por viejo que por diablo", te lo comento.

    Te añado a mis amigos y seguiré lo que vayas escribiendo pues creo que aquí "hay madera".

    Un saludo

    01/08/09 12:08

  • Voltereta

    Observo una absoluta dicotomía en el texto que lo hace impredecible, ¿qué es lo real?, ¿donde se sueña?, cielo e infierno, dos realidades demasiado cercanas ocupando un espacio muy pequeño y un universo que se expande desde sus propios adentros.

    Realmente es original la construcción del relato, ni que decir tiene que así queda mucho más agradable a la lectura, pero en el fondo me quedo con su idea central y con su interesante narrativa.

    Me ha gustado, creo que tiene algo, seguiré tus escritos para ver que es.

    Un saludo.

    01/08/09 02:08

  • Amae

    Enlabasilica, nada que perdonar, valoro mucho la opinión de todos vosotros/as y te agradezco muchísimo tu comentario.
    Gracias infinitas. Saludos

    04/08/09 09:08

  • Amae

    Voltereta muchísimas gracias, valoro mucho vuestra opinión.
    Saludos

    04/08/09 09:08

  • Mejorana

    Veo que este es el anterior ya mejorado sensibemente.
    Se respira hondo y se agradece en lo más profndo
    Esto era lo que te quería decir antes.
    Gracias .
    Te has ganado mi respeto por lo que esribes.
    Felicidades.
    Te digo como Enlabasílica: "Aquí hay madera"

    12/08/09 08:08

  • Danae

    Realidad, sueño, ensoñación, deseo, desesperanza ... Todo fluye en estas reflexiones, se amalgama, desdibujando los límites, pero dejando claros la decepción y los sueños rotos ...
    Un manual de tropiezos infinitos ... esa frase me ha llegado ...
    Este escrito no es de manual ... es original, particular ... Tiene el sello de la sensibilidad literaria en su forma y fondo.
    Felicidades, Amae

    12/08/09 11:08

  • Amae

    Muchas gracias Mejorana, mis respetos también

    20/08/09 09:08

  • Amae

    Muchas gracias Danae, saludos

    20/08/09 09:08

  • Leonora

    AMAE, creo que no te habia leido antes y lo siento mucho por que me he perdido unos excelentes textos,así que te leere más seguido.
    Un abrazo

    08/10/09 05:10

  • Amae

    Muchas gracias Leonora,
    Saludos

    08/10/09 05:10

  • Romina

    Realmente as despegado de mi rostro una sonrisa risueña !! tienes talento sigue cultivandolo ... no me equivoque me encanta!! ... ;)

    08/10/09 11:10

  • Diesel

    Felicitaciones. Expones un sentimiento lleno de realismo y vitalidad. Y muchas interrogantes que el tiempo las resuelve. Me lo llevo a favoritos.

    09/10/09 05:10

  • Amae

    Muchas gracias Romina,
    Saludos

    30/10/09 08:10

  • Amae

    Muchas gracias Diesel,
    Saludos

    30/10/09 08:10

Más de Amae