TusTextos
Sinner
Última vez: 16/12/2009 - Empezó el 15/9/2009 Seguir usuario

"Oscuro, siniestro, malvolo, irritante, mezquino y solitario. Ese no soy yo, sino el mundo en el cual vivo."

Últimos publicados

    Tentaciones

    Aquella tarde estaba exhausto por el estudio. Me acosté a dormir la siesta a temprana hora y no me desperté sino hasta las ocho. Me cambié rápido y me arreglé para poder ir a la fiesta de mi fraternid...
    sinner

    Pecado Borgeano

    Nacido bajo el regazo del dinero, Lautaro conoció la envidia a temprana edad. No porque él la padeciese, sino porque convivía rodeado de personas celosas de su posición. Nunca llegó a conocer una amis...
    sinner

    Un Tango a la Medianoche

    Como todas las tardes, a altas horas llegué al bar de don Julio. Muchas eran las ocasiones en las que ayudaba a poner las sillas en orden para poder comenzar temprano con la velada nocturna. Esta no f...
    sinner

    Pereza

    Cuentan relatores de verídicas fábulas que una vez existió un hombre de poco ejercicio y escasas ambiciones. El hombre, de joven edad y falto de madurez, había dejado la escuela a tempranos años para ...
    sinner

    Falacia de un Amanecer

    El insomnio se apoderó de mí en la vejez de la noche. Temprano, me encontré vagando por la soledad de la penumbra en la nula inmensidad de la ciudad, concretamente en la plaza. El Sol aún no alumbra...
    sinner
Ver todos los textos de sinner

Últimos Recomendados

Últimos Comentados

    Pecado Borgeano

    Nacido bajo el regazo del dinero, Lautaro conoció la envidia a temprana edad. No porque él la padeciese, sino porque convivía rodeado de personas celosas de su posición. Nunca llegó a conocer una amis...
    sinner

    Falacia de un Amanecer

    El insomnio se apoderó de mí en la vejez de la noche. Temprano, me encontré vagando por la soledad de la penumbra en la nula inmensidad de la ciudad, concretamente en la plaza. El Sol aún no alumbra...
    sinner

    Un Tango a la Medianoche

    Como todas las tardes, a altas horas llegué al bar de don Julio. Muchas eran las ocasiones en las que ayudaba a poner las sillas en orden para poder comenzar temprano con la velada nocturna. Esta no f...
    sinner

    Pereza

    Cuentan relatores de verídicas fábulas que una vez existió un hombre de poco ejercicio y escasas ambiciones. El hombre, de joven edad y falto de madurez, había dejado la escuela a tempranos años para ...
    sinner

    Tentaciones

    Aquella tarde estaba exhausto por el estudio. Me acosté a dormir la siesta a temprana hora y no me desperté sino hasta las ocho. Me cambié rápido y me arreglé para poder ir a la fiesta de mi fraternid...
    sinner
Ver todos los textos de sinner

Escribe sobre

Sigue

Ver todos (0)

Lo siguen

Ver todos (0)