TusTextos

Juguemos

"Juguemos en el bosque mientras que el lobo no está"
Santiago estaba en un rincón, viendo cómo los niños corrían, reían, saltaban y disfrutaban del juego.
"Juguemos en el bosque mientras que el lobo no está. ¿el lobo está?"
Una niña, al verlo, se acercó a él y le dijo:
- ¡Vamos a jugar!
Antes de que Santiago respondiera, apareció otro niño y le dijo a la niña:
- El no quiere jugar con nosotros. Ya le dijmos y se negó.
Cuando se fueron, Santiago siguió ahí, sentado, viendo a los niños jugar y sin derramar ninguna lágrima. Pronto le vendrían a buscar, regresaría a su casa y jugaría con sus juguetes.
"Juguemos en el bosque mientras que el lobo no esta. ¡El lobo está! ¡¡¡Aaaah!!!"
La niña, que le había invitado a jugar, tropezó y cayó al suelo, lastimándose la rodilla. Santiago, entonces, se acercó a ella y la ayudó a levantarse. Juntos, caminaron hasta el banco y se sentaron.
- ¿Por qué no quieres jugar?- le preguntó la niña
Santiago la miró, sorprendido. Era la primera vez que alguien quería saber el motivo por el cual no se integraba al grupo. Sin embargo, se sintió feliz y le respondió:
- Soy débil y siempre me enfermo. Mi mamá no quiere que corra tanto.
La niña se quedó reflexionando las palabras de Santiago. Luego, con una gran sonrisa: dijo:
- si no puedes correr... ¡Podemos jugar a las cartas!
Santiago también sonrió. Por fín tenía una amiga con quien jugar sin necesidad de correr ni saltar.
Meysahras18 de julio de 2012

1 Comentarios

  • Adriel

    Pura ternura :)

    13/08/12 08:08

Más de Meysahras